Tag Archives: westartup

#westartup

9 May

El pasado Viernes –y durante todo el fin de semana- acudí a una iniciativa emprendedora e innovadora que califico de antemano como una experiencia maravillosa y altamente recomendable.

Esta cita ineludible para quien quiera desarrollarse profesionalmente llevaba por nombre “Westartup”. El mayor aliciente era el de exponer una serie de ideas con perspectiva de futuro que pudieran ser aplicadas y desarrolladas en un fin de semana de intenso trabajo. Tras exponerse 16 propuestas, dos fueron las elegidas para ponerse en práctica: tienda online de vinilos y otros elementos decorativos; y plataforma web que planteaba la posibilidad de configurar al usuario -según sus gustos- unas propuestas de ocio para ser llevadas a cabo.

Sin embargo, viéndolo desde mi perspectiva, “westartup”  ha sido mucho más que eso. A mí me ha posibilitado conocer a un sinfín de personas talentosas, con una alta calidad humana y grandes ganas de hacer cosas interesantes.

Hablando en términos más profesionales ha supuesto la opción de poder observar la metodología de trabajo de personas de diferentes áreas, de ver el mundo empresarial desde una perspectiva nueva, diferente y complementaria a la mía. Todo ello bajo una metodología Skrum, donde los maestros José Moro y Fernando nos descubrieron que el mundo se divide en cerdos y gallinas.

De todos modos este post no pretende ser un diario exhaustivo de lo que aconteció allí, pues todos lo pudimos ver, si no que va más allá, es un homenaje a un buen número de personas que me han permitido disfrutar de un fin de semana distinto, dónde me lo he pasado genial y del cual me llevo un poquito de cada uno. Desde aquí mi admiración y agradecimiento para todos vosotros.

Para las simpáticas hermanas Bellamoza (Ruth y Alba) a las que seguro que le va muy bien en un futuro en su negocio de cosméticos; para los Álvaros, tanto mi tocayo de apellido (un fenómeno en su forma de presentar que te contagia con su ilusión y su oratoria) como para el geógrafo multidisciplinar con el que tan bien me lo pasé charlando y que tantas ideas brillantes tiene en su cabeza; mi admiración también va para el bonachón de Vicente, siempre dispuesto a ayudar y con un gran sentido del humor que nos contagiaba a todos; para Víctor, un genio hervidero de ideas que lleva la humildad por bandera.

Pero tampoco me puedo olvidar de la bella y políglota Cristina (¿Cómo es posible que una persona que habla 4 idiomas esté en el paro? ¿Estamos locos o qué?); mi admiración para José Manuel, el abogado en la sombra; para Vanina, que con su gran conversación transformó en manjar la comida del domingo; para Manuel y Luís, quienes pudieron ver cumplida la aspiración de poner en marcha sus ideas;  para Jesús Blanco, la contagiosa pasión; para Ander, un tipo sencillo y campechano con el que da gusto hablar; para Helena, la más genuina de todos nosotros; para Fernando, un provocador que sabe de lo que habla y que cuando alza la voz lo mejor es callar y observar.

También disfruté como oyente de un breve coloquio en el que Iván García contó la forma en la que creó Vagos.es, una persona con una capacidad imaginativa fuera de lo común; al mismo tiempo pido una reverencia para Tino, quien te hechiza con su palabrería y su sapiencia; gracias al matrimonio formado por Pedro y Clara, ¿Llamarán a  su hija Heidi?

Aluciné al mismo tiempo con Fausto, un fabuloso diseñador capaz de mantener una conversación metafísica mientras realiza un trabajo de relumbrón; gracias a la yogurina Patricia, con quien compartí muchos momentos y que llegará muy lejos; mi admiración para Covadonga,  seguro que su consultorio matrimonial dejará en agua de borrajas “Lo que necesitas es amor”; aclamar las ganas de Rafa de aportar y la colaboración de Lluis en todo lo que podía servir de ayuda.

Muchas gracias a “Boody Allen”, al que logré convencer de acudir a este evento y con el que me une una gran amistad; también ha sido para mí una lástima no haber podido coincidir en un equipo de trabajo con Eguino, un tipo “inxeniosu”.

Decirles a Antonio, Diego, Pablo, Maite, Guiomar, Lorenzo, Mª Antonia, Patricia Rey, Kiko  -y alguno más que se me escapará- que lamento profundamente no haber podido compartir momentos con vosotros, pero que en un futuro seguro que coincidimos y podré empaparme de vuestros conocimientos y saber hacer.

Por supuesto me pongo en pie frente a mi teclado para escribir los nombres de José Moro, Miriam Suárez, Carlos Fernández, Rubén Calvo, Javier Bravo y Chemy Rubio. Gracias por haber posibilitado este proyecto.

Quisiera también reafirmar -una vez más- que  la realización audiovisual del evento, que corrió a cargo de los chicos de “Creagenio”, ha sido inconmensurable y me han dejado boquiabierto. Ya podían aprender los realizadores de las retransmisiones deportivas de este país de Javier y de Sara, un par de profesionales como la copa de un pino.

Y por último, una mención especial para Juanjo, mi álter ego en versión unos y ceros.

MUCHAS GRACIAS!!

P.D: He registrado el dominio del blog justo antes de escribir este post, tenía un profundo temor de que un joven músico y genio informático cabrón -de nombre Guillermo- me robase el dominio.

A %d blogueros les gusta esto: